jueves, junio 23, 2005

BOLETIN NRO 10


CIRCULO LITERARIO, MUSICAL Y FESTIVO"BASTA YA"
cordoba, lunes, 13 de junio de 2005.año 0 n° 10
"la tarea de ablandar el ladrillo"julio cortázar . manual de instrucciones
.(asociación sin fines de lucro por eso de:"quien hace altar de la gananciapierde, la condición, la latitud, el puesto, y pierde amor, pues la codiciamuerde...").
boletin semanal
(algo más que un boletín)
poesia de la semana
por qué no me voy del país
Porque quiero ser el ultimo en apagar la luz y el primero en encenderla.Por la sangre derramada y la sangre contenida.Por todos los exiliados que volvieron ante la primera oportunidad y dejaron beneficios, ventajas, chances por la misma perra lucha de siempre, en el país, con el país.Por esas mujeres que dan vueltas en la plaza todos los jueves y estas más recientes que giran por sus ahorros, por los dos extremos de esa metáfora que somos.Porque no quiero sufrir o disfrutar el país ,fuera del país.Porque dice el Martín Fierro, no te apartés del rincón donde empezó tu existencia/ vaca que cambia querencia / se atrasa en la parición y dice en la Biblia que, cada cual busque entre los suyos.No me iría por los amigos y, mucho menos por los enemigos.No me iría porque este país es mío, de mis padres y mis hijos y ¿cómo podría dejar lo que es mío y pertenecerme aún?Cada uno, al irse, deja lo mejor.Porque todavía le falta mucho al sauce que planté en el patio, mi hijo no conoce Buenos Aires o la nieve y tengo que conversar con unos quinientos poetas de la palabra argentina y sentir su amor, su maravilla.O a lo mejor sí, me iría del país, pero llevándome llanuras, cordilleras, ríos, el mar y el fondo del mar, y los desiertos y los inundados y todas las latas, todo nuestro silencio inmenso de pájaros, entonces sí, me iría con 37.000.000 de argentinos, con ellos sobre todo, me iría a cualquier lado, pero, ya lo estamos haciendo, viajando al infierno, a la esperanza. Porque el dinero es lo único que importa cuando ya nada es importante y siento que es importante este vecino que pasa con su fervor o su llanto hacia el viento o el de ayer que se apuró a pedirme un destapador para la cerveza de la siesta.Porque me niego a temer el hambre y la impotencia hasta el punto de abandonarla en otros y negarme en la historia.A creer que no fuimos, no somos ni seremos.Porque todas las mentiras, los robos o la frivolidad, no son ni una brisa en el rostro de nuestros héroes de bronce y carne.Porque todos lo jubilados, los asesinados, los subalimentados, los que están naciendo hoy, los que están muriendo hoy, claman en el corazón de mis sueños y mis días.Porque el futuro de los hijos no es una coartada, ni la inteligencia o las carreras profesionales que se pagaron con el sudor del pobrerío o de la usura, ni esta inextinguible fantasía de la clase media (material o simbólica) por comprarse la sensación de vivir en una propaganda televisiva.En todo caso prefiero ser un hombre entre las ruinas a un fantasma en prometidos paraísos.Porque dediqué toda mi vida a la belleza y sus palabras y no encontraría jamás el término exacto para describir el resplandor de estos cielos del sur a aquellos que no tuvieron ni estos padecimientos ni esta luz.Porque ser argentinos es una fatalidad que no sella pasaportes.Decía Marechal la patria es un dolor que no tiene bautismo y cada uno de nosotros es el agua bendita y el nombre de la patria.Porque esta tierra, y sus seres, me hizo posible saber que, al fin, lo cierto, está enterrado hondo entre nuestros huesos de humillación o hastío o a lo sumo en esos rostros junto a los cuales crecimos y envejecimos, en la casa de los muertos y los brazos maternos del albor.Que se vayan aquellos a quienes les queda chico el país y su esperanza, los que se sienten prescindibles, inútiles, errantes, aventureros...Siempre será ésta su patria (eso es la infancia por ejemplo) su tierra abierta al fin del mundo...No me voy del país porque, me queda grande el país, y estoy aprendiendo recién a merecerlo.
Villa María, Córdoba, 2002.


alejandro schmidt nació en 1955 en villa maría, provincia de córdoba, argentina.a manera de folletos, plaquetas y libros ha publicado 25 textos de poesía, entre ellos:clave menor (1983)serie americana (1988)dormida muerta o hechizada (1993)el diablo entre las rosas (1996)en un puño oscuro (1998)como una palabra que pudiste decir (1998)el patronato (2000)dirigió la revista de divulgación literaria el gran dragón rojo y la mujer vestida de sol (1987-1991).desde 1992 dirige radamanto, editorial de poesía.ha sido traducido al inglés, italiano y alemán.
enviado por licurgo
mi mujer esta muy sensible
No eres tú,
Es el destornillado cotidiano azar
La puerta del delirio, la fangosa realidad
Los narcos, la inflación y la solución impar
Los dioses apagados, la fantasía incapaz,
Berlín, Fidel, el papa, Gorbachof y Alá
No eres tú, mi amor.
No eres tú,
Son estos días de mierda que también se irán,
Son Lennon y Guevara que no quieren regresar
Latinos divididos sin América
Soy yo que no me curo de quererte más
Es por los pasaportes y la enemistad
No es por ti mi amor.
No eres tú
Es tanta democracia para no creer,
Es la canción de Silvio y la crisis de fe,
Es la sabiduría de desaprender
Es Panamá sin guía agradeciendo a Bush
Es un amor por Cuba, es socorrer su luz
Es como cuando faltas, cuando faltas tú.
No eres tú mi amor.
No eres tú,
No eres lo que esta noche me costó inventar
Es falta de marcianos, es por mí aterrizar
Es que me falta cuento en esta capital
Se amarga hasta el romance y la anarquía crece más
Es cuerda que se oxida en esta vena de pensar
Es musa mal parida, es que no sé ni que cantar.
No eres tú mi amor,
No eres tú.
Son los demás.
santiago feliu.-


veraneos
Cada vez que me encuentro con un antiguo amor tengo la sensación de quien revisita una playa en la que alguna vez ha estado en un verano lejano, perdido calendarios atrás.
Uno recuerda haber detenido su marcha en ese lugar, haber permanecido unas semanas, unos meses, no mucho más. Recuerda levemente la textura de la arena, el sabor del mar, el frescor colorido de las sombrillas, el agobiante sol, pero de ese momento sólo le queda algún ridículo souvenir, un caracol mudo, una postal desteñida, unas cuantas fotos con mucha suerte (el único recuerdo del verano es a veces la marca del sol, de su lengua ardiente, la tenue línea que separa la zona expuesta de la protegida por el traje de baño; claro, las marcas de la piel son más difíciles de borrar).
Sólo uno me dejó algo más complejo de transmitir; cómo vestir a un fantasma, cómo llenar de palabras una ausencia tan intransferible, cómo explicar el dolor de mirarme las manos vacías, deshabitadas de las suyas...
De todas maneras, cada vez que lo veo vuelvo a ese sitio de playa y revivo aquel breve, brevísimo verano juntos. Aunque ya no está de moda, aún conserva cierto encanto. Sigue siendo una linda playa, pero siempre es invierno. m.r.f.l., que vendría a ser la renana




una pequeña reflexion
sobre los medios de comunicación social.
Que se puede decir, actualmente de los medios de comunicación social en general, cuando las nuevas tecnologías a veces parecen sobrepasarnos. Así las posibilidades de conmocionarse por alguna noticia, que nos pareciera importante y que merecería una reflexión, un tiempo, al instante se mezcla en el consabido "zapping" cotidiano, con el sufrimiento y el dolor más atroz, por ejemplo de las víctimas de la tragedia de Cromagnón, por nombrar alguna, al lado de las glorias del deporte, la película de terror, el animé infantil, el programa de entretenimientos de moda y la chabacana telenovela del momento.
Todo pareciera ser TAN EFÍMERO, que a veces nos impide hilvanar los hechos sociales. Menos aún, concatenar los procesos históricos.
Pero es indudable que los medios de comunicación en las últimas décadas han influido notablemente, modificando hábitos culturales. Sobre todo la Televisión e Internet.
Nike es la cultura.
Vivimos la cultura de la imagen. "Cuando compramos objetos estamos comprando la imagen de esas cosas. Antes que satisfacer una necesidad funcional estoy comprando imágenes y, sobre todo, una imagen de mí mismo", dice el escritor lusitano José Saramago.
Signos de una nueva época. La pregunta surge: Estamos "mejor y más comunicados" porque en cada casa hay más celulares que integrantes?. Los niños cordobeses, a quienes se les ha prohibido el uso de celulares en los colegios o los adolescentes japoneses a quienes se los incautan, para evitar que "copien" contenidos "bajándolos" de Internet en los exámenes son signos inequívocos de estas transformaciones; el "chat" y el nuevo vocabulario, donde la ortografía y la gramática son ignoradas. también; nuestros jóvenes y los no tantos, que prefieren "El cyber" antes que la lectura de libros, o el juego al aire libre, la pornografía en la red, el auge de los "blogs" (sitios personales) utilizado por nóveles y sedicentes escritores, etc. Más dudas que certezas…
Volviendo a Saramago, el mismo dice que estamos en una especie de bisagra de un cambio de era, de civilización. Hijos del Iluminismo, de la Ilustración, donde se acuñó también un Humanismo, estamos actualmente cruzando un puente, donde la informática, la cibernética, la bio-ingeniería genética, la clonación y otros avances que no son tan visibles, abren un mundo distinto.
La tecnología, como todo, si es bien utilizada en buena hora, y sobre todo democratizada y a la disposición de todos, cuanto mejor. Agiliza el trabajo, brinda mayor información y democratiza -por lo menos debe tender a democratizar- el conocimiento- lo que no es poco en estos días. Pero no olvidemos que la lucha por el "Software libre" debe librarse, para no quedar presos de un monopolio que en rigor de verdad no es tan "virtual". El conocimiento, hoy más que nunca, es Poder.
Hay mucho para discutir, pero no es intención de estas páginas. Pero el tema esta planteado, forma parte de nuestra realidad hoy por hoy. El futuro llegó, todo un palo, ya lo ves!. Y es tan "real", que sino fuera así, éste Boletín "virtual", no existiría.-
el pelado.





nos llegó a nuestra sala de redacción (que agrande, che…), por supuesto por emails, un:
reportaje a alessandro baricco
"Seda es un desafío: he contado los gestos, no los pensamientos"
di Marta Lobato
El Mundo
Alessandro Baricco, novelista, autor de "Seda" y "Tierras de cristal":
"La historia de Seda me la contó un amigo mientras estábamos esquiando y no paré de darle vueltas hasta que escribí la última página del libro". "Céline, Salinger, Stanley Kubrick, Walt Disney... son quienes me han influido".
ROMA.- Su obra enciende pasiones contrapuestas. O se la ama o se la odia. Con Alessandro Baricco, autor de Seda, no caben medias tintas. Crítico musical, apasionado por el cine, filósofo, escritor y periodista, este turinés de 40 años ha cosechado éxitos y reconocimientos por doquier, ya fuera narrativa, teatro o incluso televisión a lo que se dedicara.
Baricco, sin embargo, tiene un no sé qué de esquivo o huidizo -rehúsa contestar a las preguntas más "personales"- y tiende ahora a mantenerse alejado de los reflectores y a rodearse de un cierto anonimato después de que su rostro se hiciera famoso tras su paso por la pequeña pantalla italiana. Ha conseguido numerosos premios (el Campiello y el Prix Médicis Etranger por su novela Castelli di rabbia, el Viareggio y el Palazzo al Bosco por Océano Mare, entre otros) por obras en las que una fuerte musicalidad se entremezcla con estructuras cinematográficas para dar sustento a historias aventureras, mágicas y llenas de poesía. En España acaba de ponerse a la venta la primera novela que escribió, Tierras de cristal (Anagrama).
Pregunta.- Seda ha estado durante más de 30 semanas en la lista de los 10 libros más vendidos en España, donde se han vendido unos 60.000 ejemplares. En Italia logró cifras altísimas y en Francia se vendieron 200.000 ejemplares. ¿Cómo explica el éxito del libro en tantos países, tan distintos además por sensibilidad e intereses?
Respuesta.- Son distintos, pero en definitiva son países europeos. Y Seda es una historia antes de ser un libro. Es, sobre todo, una historia. Y a las historias les resbalan las fronteras.
P.- Seda fue presentado en Italia hace unos años en un teatro de la capital, donde una actriz leyó en voz alta el texto desde la primera hasta la última página. ¿Por qué se le ocurrió dar a conocer el libro de ese modo?
R.- Porque me aburren demasiado las presentaciones tradicionales. Y se aburren bastante también los demás.
P.- ¿Cómo nació Seda?
R.- Un día, un amigo mío me contó que un antepasado suyo tenía un oficio algo raro. Partía una vez al año, atravesaba el mundo, meses después llegaba a Japón, compraba huevos de gusanos de seda y, luego, regresaba a Italia y los vendía. El resto del año descansaba. Estábamos esquiando cuando me contó esta historia. Me detuve, me quité los esquíes y empecé a pensar y a darle vueltas, y no dejé de hacerlo hasta que no escribí la última página.
P.- La novela cuenta una historia de sentimientos, pero casi sin hablar de ellos, sin describirlos. ¿Fue difícil?
R.- Fue un desafío. Quería contar esta historia contando los gestos y no los pensamientos. Sólo gestos. Me parecía el único modo posible de contar una historia como ésta. Fue difícil imaginar un libro de este tipo y decidir hacerlo. Después, escribirlo fue difícil, como siempre es difícil escribir, ni más ni menos.
P.- Seda está ambientada en 1861, Océano Mare en un momento sin precisar "hace muchos años", Novecento a principios de siglo. ¿No le interesa contar historias actuales?
R.- Yo cuento historias de hoy. Es una ilusión óptica la que hace que parezcan ambientadas en otras épocas.
P.- ¿Qué autores le han influido más?
R.- Sin un orden preciso, Céline, Salinger, McEnroe, Stanley Kubrick, Walt Disney, Liberatore...
P.- Usted ha creado en Turín una escuela para enseñar a escribir.¿Cree que no se nace escritor, sino que se hace?
R.- Se trata de una escuela que enseña a narrar y no sólo a escribir. También hacemos cine, teatro, publicidad, periodismo, y todo lo que es narración. Creo que se puede dar a los chicos una formación particular que los haga capaces de narrar con mayor conciencia y un patrimonio de referencias muy rico. Creo que esto se puede hacer. Y hacerlos salir de su soledad, obligarlos a entender si tienen talento o no. Son cosas que sólo una escuela puede hacer.
P.- Hace unos años, usted escribió un monólogo teatral sobre un extraordinario pianista que pasaba toda su vida a bordo del transatlántico donde había nacido, sin bajar nunca a tierra. Titulado Novecento, el libro acaba de ser llevado a la pantalla grande de la mano de Giuseppe Tornatore. ¿Ha colaborado con el director en la adaptación cinematográfica?
R.- Pasé un tiempo hablando con él, para entender lo que tenía en la cabeza. El me escuchó un poco, y yo lo escuché a él. A partir de ahí, él siguió su camino. Creo que ésta es una buena manera de plantear las cosas. Y espero que al final salga una buena película.
P.- ¿Ha visto la película?
R.- No. Lo único que he visto es un salvavidas del Virginian [el nombre del trasatlántico]. Me lo regaló Tornatore cuando terminó de rodar.
-------------------------------------------------------------
cine.
la ventana de enfrente.
(Titulo original: La finestra di fronti).
Película Italiana.
Si hubiese que definir a esta película la mejor palabra es: Sensibilidad.
Sensibilidad en el arte de narrar; sensibilidad estética; sensibilidad actoral. El director turco Ferzan Ozpetek conmueve sin recurrir a cursilerías ni a golpes bajos.
El guión está atravesado por el cruce de dos historias, la del viejo pastelero Davide Veroli y la de la joven treintañera Giovanna. Mientras la primera nos llega desde el pasado (más precisamente la época de la Italia de Mussolini), la segunda pertenece a la actualidad. Lo interesante es que, más allá de sus enormes diferencias, ambas comparten la vivencia de un amor clandestino, casi imposible.
A partir de esa coincidencia, la película expone el dilema generado por toda situación que exige optar entre el deber y el querer, entre la responsabilidad y el deseo. De esa forma el Director describe esa posibilidad de elegir como siempre presente entre nosotros y, en definitiva, como factor determinante de nuestra felicidad.
Las actuaciones son formidables. Massimo Girotti ( contemporáneo de los grandes del cine italiano y mundial, Marcelo Mastroiani y Vitorio Gassman) conmueve profundamente en el rol del Sr. Veroli; Giovanna Mezzogiorno y Filippo Nigro le inyectan toda la intensidad a un matrimonio en crisis y Serra Yilmaz esta muy bien, genial en su papel como la amiga certera e incondicional.
En apretada síntesis, La Ventana… es una propuesta altamente recomendable para los que quieran tomarse un respiro entre tantos tipos, golpes, choques y efectos especiales que andan dando vueltas por ahí. La fotografía es hermosa, la banda de sonido es impecable, excelentes actores y sobre, todo, una historia bien narrada. La frase y escena donde Giovanna habla sobre el engarce de la memoria nos resulta conmovedora.
el pelado


recuerden de enviar este boletín por lo menos a diez personas más, sino les llegará la fotito esa que les dijimos…y no se enojen después, eh…
circulo literario, musical y festivo "basta ya ".
cordoba lunes 13 de junio de 2005.
año 0 n° 10.
crespo ediciones.

No hay comentarios.: